Mate o brillo papel fotografico

Foto en mate o brillo, Decide tu mismo

Dos maneras de ver la fotografía. Dos formas distintas de apreciar el arte, de plasmar la imagen sobre el papel a través de dos técnicas diferentes. ¿El dilema? cual estos métodos elegir, según los beneficios y su atractivo a la vista.

A la hora de escoger, amateur y profesionales atraviesan por la misma disyuntiva, en un momento determinado y tras la elección de las fotografías a imprimir llega la duda, si deben el color, el blanco y negro, y lo más difícil de decidir: la quieres sobre una superficie mate o color?

La respuesta a esta pregunta tan frecuente es muy sencilla: Elige, tú!

Seguramente te has quedado igual que antes, pero tranquilo, podrás aclararte al conocer a ciencia cierta, cuales son las diferencias que presentan las versiones mate y brillo tras la impresión de tus fotos.

En lo que al glasofonado se refiere, hablamos de brillo. Se trata de una capa casi imperceptible de plástico que se añade a la gráfica a través de una forma sumamente delicada de aplicación del calor; esta en cuestión recubre y protege la imagen a la vez que le brinda un plus de fuerza a cada tonalidad a través del brillo.

La fotografía trabajada sobre el papel brillante tiene un aspecto sumamente delicado, llamativo y vistoso, es muy fácil de interpretar y cala en todos los gustos, siendo un instrumento muy atrayente a la hora de seducir; utilizar este modo de expresión, siempre sera bienvenido y muy acertado.

Si quieres impresionar mostrando una fotografía mucho más dramática y profesional, pero que a la vez luzca muy sencilla, siempre y cautivadora, entonces debes considerar el papel de fotografía en un discreto mate; utilizándola podrás llegar a conseguir ese efecto nostálgico y dramático que en ocasiones requieren las fotografías, sobre todo cuando estas están destinadas al ámbito profesional, incluyendo exposiciones y muestras.

El mate es romántico, elegante, cautivador y conservador, dando pie a que quien la vea, experimente diferentes sensaciones, debido a este aspecto retro que le concede este método, exitoso sobre todo cuando se trata de trabajos hechos en blanco y negro.

Ambas maneras de proyectar la imagen, constituyen sin duda alguna, formas diferentes de ver el mundo, sin importar que el tuyo sea un lente aficionado o profesional. La idea de hacer de tus gráficas una forma de expresión que reseñe además acontecimientos de carácter personal, público, social, compartiéndolas en diferentes formatos, dirán mucho de tu esencia como fotógrafo, de tu visión del arte de capturar los momentos y del deseo de conservar cada trabajo para la posteridad.

Precisamente en este momento, cuando esta de vuelta el gusto por volver a lo físico y no sólo dar prioridad a lo digital, contar con distintas opciones para elegir la apariencia final de nuestro trabajo representa todo un lujo, una puerta abierta por la que sin duda hay que entrar y descubrir la maravilla que esconde el glasofonado y el mate.

La decisión está en tus manos o tal vez podríamos decir, en el lente de tu cámara.


Polaroid

Fotos tipo Polaroid, lo retro esta de moda

Si tienes más de 30 años la conoces y seguramente la utilizaste. Si naciste en este siglo o aún no has alcanzado la treintena, sin duda has escuchado hablar de ella. Nos referimos a la famosa cámara que hacia furor en los años ochenta, porque sólo tenías que disparar y en tan solo unos minutos, tras haber hecho la foto la tendrías impresa en tus manos, esa que todos queríamos y que casi todos tuvimos: la muy famosa polaroid.

Testigo de las mejores vacaciones de nuestras vidas, de veranos interminables, infaltable en bodas, cumpleaños y conciertos ”ochenteros” cuyas reseñas gráficas hicieron las delicias de todos.

Fácil de usar, sencilla al transportarla, no había turista que no llevase una colgada al cuello, para presumir al instante de las mejores gráficas de su viaje. En lo que a técnica se refiere, para entonces era la última tecnología, hoy día no nos causaría tanta sorpresa, pero no hay quien no esboce una sonrisa al recordarla.

¿ La buena noticia?

Es que tras muchos años de permanecer en la trastienda y casi olvidada pasando a hacer sólo un elemento más del ” remenber” las fotografías hechas al estilo de la mítica polaroid están de regreso, y cada vez son más quienes se suman a la moda de imprimir las fotografías de eventos, conciertos, cumpleaños, bodas y bautizos, con el estilo muy personal que imprimían a todos estos eventos, estas cámaras amadas por los amateur de la época.

Solo tenias que decidir hacia donde apuntar, disparar, y apretar el botón de revelado; acto seguido, y a través de una ranura indicada para esta función salía la tan ansiada foto. Debías esperar unos minutos ventilando la fotografía cerrada por un plástico protector, mientras la imagen se fijaba al papel fotográfico definitivo, y tras cinco minutos de espera, disfrutar de ese instante capturado para siempre por la cámara.

Un muy fuerte movimiento retro en el mundo entero, ha despertado un interés muy especial por artículos ya casi olvidados, trayéndoles de regreso, entre ellos, las fotografías logradas por los equipos de la marca polarodi, cuyo formato era inconfundible.

A día de hoy, muchos nostálgicos quieren tener en su haber fotografías que recuerden aquellas famosas imágenes instantáneas ( aunque muchos de ellos, no las hayan ni utilizado) hoy vuelven y lo hacen con la misma apariencia de hace casi 40 años, conservando ese marco blanco más ancho en la parte inferior, con glasofonado brillo en toda la extensión de su superficie y con la apariencia brillante que para entonces cautivo.

La manera nostálgica de hacer permanente tus fotos, deberías conseguirla en cualquier imprenta o tienda de procesamiento fotográfico que se precie. Podrás entonces solicitarle a tu agente experto de confianza está gráfica de forma cuadrada, con marcado estilo vintage, añadiendo nuevas prestaciones y recursos, entre ellos la posibilidad es agregar mensajes y dedicatorias especiales a cada una de ellas en color o en blanco y negro, logrando si así lo deseas una decoración inigualable y con todo el encanto de esa década de la movida.


Tienda de fotos en Valencia

Que buenas fotos se logran con el uso de Smartphone de última tecnología, ¿no? Que hermosas gráficas se pueden alcanzar con tan solo hacer un clic a la cámara de tu Tablet, todo esto lo sabemos, su uso ha cambiado el sentido y la forma de hacer buenas gráficas, contando todos estos equipos con el plus de poder hacer un envío inmediato a quien queramos y donde queramos.

Cuanta facilidades y prestaciones nos ofrecen estos instrumentos, y cuanto nos han facilitado la vida, eso es indudable, pero hasta el día de hoy esta tecnología, no ha podido ser la sustituta absoluta de los formatos impresos, esos que se siguen solicitando, comprando y en muchos sentidos prefiriendo a la hora de hacer una fotografía.

¿La razón? Muy sencilla y básica, la manera más adecuada de conservar un recuerdo gráfico, no pasa por tenerlo archivado en un pen drive, ni en la memoria de un teléfono, o simplemente en la nube, nada a día de hoy reemplaza a un porta retrato, un cuadro ampliado en el pasillo o salón, o un compendio fotográfico resguardado celosamente en un álbum de fotos, o en una composición hecha en casa.

Toda esta defensa que hacemos de las fotografías impresas, sean estas hechas a color o en blanco y negro, tienen que ver con la evidencia, que podemos presentar ante el cliente, tras más de diez años de experiencia profesional en el sector; porque sea cual sea el caso, o el evento a celebrar las fotografías siguen marcando un punto de inflexión en lo que a estética y funcionalidad se refiere.

Por esta razón muy cerca de la ciudad de Valencia, Genesys Imprenta ofrece el servicio de alta calidad en reproducción de fotografía de todo tipo (comenzando por las necesarias y útiles fotos de tipo carnet) hasta el gran formato personalizado que busca aquel cliente que quiere hacerse participe de un modelo rompedor.

En nuestra tienda de fotos, contamos con papel fotográfico de muy alta calidad (en sus versiones brillo, o mate) y de esta misma forma, ponemos a disposición del cliente maquinaria cuyo objetivo es hacer el traspaso al papel con una nitidez que dejaría pasmado a cualquier fotógrafo profesional.

Trabajamos con tecnología de punta, la cual en todo momento es manejada operarios expertos, que inspeccionan con extrema rigurosidad, todos y cada uno de los trabajos encargados, asegurándose que ninguna fotografía, salga de nuestros talleres sin haber pasado un estricto control de calidad.

Las fotografías siguen encantando, pues siguen siendo fuente inagotable de emotividad, reseñando eventos familiares de suma importancia como bodas, bautizos, cumpleaños, comuniones, así como eventos sociales y corporativos que necesitan sin duda dejar evidencia grafica para sus organizadores y participantes.

Nos dedicamos a la fotografía tanto profesional como amateur, y en cada resultado nuestro personal genera resultados óptimos avalados por la garantía que ofrece trabajar con mano de

obra cualificada y material homologado por la Unión Europea, siendo este un aspecto garante de nuestro permanente compromiso.


Impresión de fotografía de alta calidad en Valencia

Un profesional de la imagen, busca a través de su lente la perfección. Por medio del enfoque le que de a su arma de trabajo procura ofrecer quien las observe, recursos e información para que este interprete la realidad.

Es que si hay una verdad ineludible respecto a las fotografías, es la que reza que una imagen dice más que mil palabras. No obstante y para que este adagio sea real, la imagen en cuestión debe ser nítida, clara, y de ningún modo dar lugar a dudas a quien la admire de todos los elementos que la conforman.

El trabajo claro está lo hace el reportero gráfico, quien armado con su equipo sale a la calle a perseguir un hecho, acudiendo a un evento, capturando hechos de la naturaleza, familiares o sociales y haciendo de la imagen también un modo de vender.

La fotografía es una disciplina que abarca todos los aspectos del día a día, prensa, reportajes para revista, publicidad, venta y claro todas las actividades de corte social. A todos estos aspectos se dedican los fotógrafos profesionales a quienes nos dirigimos en esta oportunidad.

Para los fotógrafos profesionales, resulta de vital importancia contar con una empresa que proporcione un servicio de revelado de alta calidad. Este debe estar respaldado por un papel fotográfico sobre en el que la fidelidad de la imagen destaque como uno de los factores que le distingan al llegar a manos del interesado.

Y es que para un profesional de esta rama el formato digital únicamente representa el inicio del trabajo, pues generalmente y tras la jornada laboral en campo, suele acudir al estudio y frente a la pantalla de su ordenador donde guarda sus archivos, organizados, pasa a seleccionar las imágenes que consideras aptas para poner en circulación y es entonces cuando requiere del servicio de impresión de alta calidad, pues el trabajo le exige la utilización de la versión física de su trabajo.

De allí la importancia que para este gremio representa contar con un laboratorio fotográfico o copistería que suministre alta calidad a los profesionales de la imagen impresa.

En este sentido, debe hacerse hincapié en todo aquello que requieren para lograr ampliamente su fin: En primer lugar y por una cuestión meramente relacionada con el poco tiempo con el que disponen, los fotógrafos buscan un lugar que cuente con laboratorio propio.

Esto evitará la derivación de los trabajos a otros centros profesionales que suministren un servicio determinado y el retraso en la entrega de los encargos, lo cual repercutirá en la puntualidad con la que el fotógrafo entregue las fotografías encargadas a sus clientes.

Otro de los factores con los que espera contar un fotógrafo profesional a ala hora de revelar sus fotos que se le suministren opciones en cuanto a material de impresión; en algunas ocasiones este requerirá de papel mate y en otras en brillo, deben tener la seguridad de contar con ambas variantes de este material de impresión, para llevar a cabo su desempeño.

Son estas las características fundamentales que a un fotógrafo debe brindar un servicio de impresión de alta calidad, con el fin de aligerar el proceso de producción de su trabajo de orden cotidiano.